El 2018 en un vistazo

Por Débora Tejera | Desarrollo personal

Mi balance 2018

Es esa época del año otra vez: el momento en el que todos, en mayor o menor medida, percibimos que un ciclo se cierra. De manera natural, nos sentimos inclinados a recogernos y hacer un balance acerca de lo que hemos vivido en estos últimos 12 meses.

Bueno, por lo menos a mí me pasa. A medida que el mes de diciembre va transcurriendo, voy sintiendo la necesidad de reservar un tiempo para mí, para sentarme en calma y recordar cómo me ha ido el año.

Enfatiza lo positivo

He estado haciendo este ejercicio durante bastante tiempo. Me ayuda a darme cuenta de cuántas cosas buenas y positivas han pasado. Cuando has tenido acontecimientos duros o que te causan  un gran impacto, es muy fácil olvidarse de las pequeñas cosas, de los pequeños triunfos. Pero son precisamente esas cosas las que te salvan cada día, porque te va trayendo la ilusión y la fuerza que necesitas para seguir adelante.

Creo que en general nos educan para centrar nuestra atención en lo difícil, lo complicado, lo que deja una huella profunda en nosotros. Nos hemos acostumbrado a atender de esta manera.

Cuando me permito mirar atrás y aceptar todo lo que ha sucedido, puedo ver el panorama completo. Puede que ciertos eventos hayan sacudido mis cimientos, pero también han sucedido otras cosas importantes, y aprendo a darles su lugar.

Reconoce tus logros

Estoy segura de que en 12 meses has logrado algo positivo. Recuerda: no tiene que ser algo “grande”. Tendemos a subestimar la importancia de las cosas que hacemos todos los días, como criar a nuestros hijos, ir a trabajar o crear un hogar.

Probablemente no tenías ganas de ir a trabajar todos los días de este año, pero lo hiciste de todos modos. ¿Por qué? Porque querías proveer para ti y para tu familia. Eso es un logro.

Piensa en lo que has hecho en el 2018. Tal vez hayas alcanzado algún tipo de objetivo personal. Quizás comenzaste por fin algo que querías hacer, o dejaste atrás algo que ya no te era útil. Sea lo que sea, es importante que lo reconozcas y le des el valor que tiene.

¡Celebra tu año!

Todos los días llegan a nuestra vida profundas bendiciones. Cuando te das cuenta de esto, creo que comienzas a honrar todo lo que te sucede y a crear un espacio en tu vida para que siga fluyendo.

Por eso es importante darte un tiempo para reconocer dónde te encuentras, todo lo que te ha pasado en este ciclo y celebrarlo. ¡Celébralo! Recuerda las cosas que realmente merece la pena recordar y permítete un momento de relax y alegría.

Escríbelo

Muchas personas ahora aprovechan la oportunidad para reflexionar sobre sus objetivos para el próximo año: las metas que desean lograr, dónde quieren estar, etc. Creo que es un ejercicio importante, uno que nos ayuda a recuperar nuestro centro y focalizarnos en lo que queremos (de hecho, ¡trataremos sobre ello en nuestro siguiente post!). Sin embargo, siento que si previamente no hemos logrado un equilibrio, si no hemos revisado y honrado todas nuestras experiencias, nos privamos de una fuente importante de motivación y empuje.

Con esa intención, compartimos este ejercicio contigo. Hemos diseñado un documento, casi como un tablero de visión, para ayudarte a reflexionar sobre cómo el 2018 fue para ti. La idea es que, una vez que hayas completado este documento, lo coloques en un lugar visible, para que actúe como un recordatorio constante. De esta manera, podrás visualizar y valorar todo lo que ha pasado en este tiempo.

Descarga y completa Mi balance del 2018 hoy. ¡Te aseguro que te colocará en una posición inmejorable para enfocar en el nuevo año!

>